lunes, 26 de mayo de 2008

Eurozona















Bruselas, a 5 de Abril de 2008

Cerca de mis dedos,
al sur de cualquier deseo, la "Grand Place" levita hiriente
en este atardecer en el que me descubro.

Orta,aquel genio del Art Nouveau pensó lo mismo:
un café en el que se sirven tés,
catedrales en las que se desatan fiestas privadas;
un país surtido en mil, aunque unido por una bandera
al son del himno de la alegría,
con estrellas y fondos azules.

Ella descansa estirada
en un hilillo de chocolate,
en sus artes tomamos el combinado más europeizado.

La arena de sus calles
lubrica el último engranaje
de este recodo sin bruselizar.

El pulmón agujereado de la vieja europa,
límite del pensamiento ilustrado,
pasea su historia a gran velocidad
atenta a sus desvaneos.

Sin dudas, sin pausas
"ligera de equipaje".


Resuda la plaza alegría, contagiosa
a veces, codo a codo
entre "inglés " y "francés".

El camarero recoge
el último vaso que resistía en la mesa.
Mañana otra batalla,
cerca de Waterloo: Brugges.
Aunque sin ti, sería un espejismo.

4 comentarios:

Elena Cano Verdejo dijo...

Magnifique ...! Nos vemos en las argentinas, te espero ;-)
Un Saludo.

Antonio D. dijo...

Gracias Elena por dejar aquí unas letras. un saludo, y pronto iremos a Helsinki a ver cómo te sienta.

Rosa dijo...

Una ciudad para perderse y encontrarte con los que tu prefieras. No conocía este sitio, me ha gustado el toque intimista y la manera tan peculiar de fotografiar cualquier instante.Saludos

Anónimo dijo...

Hey compañero no sabía que escribías. Me ha gustado mucho. ¿Cuándo fuistes a Bélgica?
Te veo pronto.Soy Pepe, de 1ºE